top of page
  • Foto del escritorEsclavas Carmelitas

Domingo XXIII del T.O. 15 de Octubre

Actualizado: 31 oct 2023


Este Evangelio de San Mateo es un poco misterioso e incluso nos puede parecer un poco duro con nuestros criterios humanos. Jesús nos habla en parábolas para explicarnos el tesoro del Reino de los Cielos y cómo poder recibirlo.


Jesús nos muestra cómo el Padre no se desanima cuando ve que su Hijo es rechazado. Esa destrucción de los que rechazan la boda es a la que se ven abocados los que están llenos de las riquezas de este mundo... El mismo Dios sale a nuestro encuentro, sale a las encrucijadas de los caminos, sea cual sea nuestra situación, sea cual sea nuestra vida, nuestras faltas, nuestros pecados… Él sale al encuentro, allí donde nos encontramos. Es el primero en salir a las periferias a las que nos invita el Papa insistentemente es el mismo Jesús, y como dice también Francisco, Dios nos primerea. Nos dice que todos podemos venir a esta boda, pero tenemos que prepararnos. ¿Cuál es esa preparación?...


Para ir a esta boda hay que ir bien vestido, no podemos ir de cualquier manera. Hay que ir con el vestido de la gracia, con el vestido de la misericordia, de la compasión, del amor por el prójimo, de la escucha… Todo lo que Jesús nos enseña sobre Él mismo nos pide a nosotros que lo hagamos, que seamos como Él, mansos y humildes de corazón.


Conchi Berzal, Segovia

17 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Domingo XVI del T.O. 21 de julio

En el evangelio de hoy vemos cómo los discípulos necesitan descansar en el Maestro tras volver de la misión. El Señor los envía y el Señor los conforta. De igual manera, nosotros necesitamos acudir al

Domingo XV del T.O. 14 de julio

Envío e implicación; extensión y desprendimiento. Jesús llama y llama porque conoce, de ese profundo conocimiento mutuo nace ese envío a ser extensión suya. Lo hace de dos en dos porque la misión no o

Dominvo XV del T.O., 7 de julio

¿De dónde saca este esa sabiduría? Cada vez que vuelvo de nuevo sobre el gran misterio de la vida esconcida y humilde de JEsús durante sus primeros treinta años, mi espíritu se sinete más confundido y

Comentários


bottom of page